viernes, 7 de marzo de 2008

Los sueños. por Paulo Coelho


Cuando renunciamos a nuestros sueños, encontramos la paz y tenemos un breve período de tranquilidad.

Pero los sueños muertos comienzan a pudrirse dentro de nosotros y a infectar todo el ambiente en el que vivimos.

Lo que queríamos evitar en el combate-la decepción y la derrota-se convierte en el único legado de nuestra cobardía.


De El Peregrino (Paulo Coelho)

Foto.www.flikrs.com

6 comentarios:

nickjoel dijo...

nada peor que renunciar a un sueño por estar bien un momento, y que luego ese momento como bien lo dice Cohelo, va pudriendo nuestra existencia....
prefiero vivir agobiado, luchando por lo que quiero, para luego ver recompensado mi esfuerzo, o en todo caso, que no me quede la espinita de haberlo querido hacer, y no haberlo hecho por cobarde.....
Prefiero volar y tratar de llegar cada vez masl alto, no importa que esto cueste, asi tenga que sudar mucho para alcanzarlo...
En fin la vida es una mas vale intentarlo, que no haberlo hecho...
bella leccion traida a colacion Graciela, bella reflexion la que Cohelo siempre nos regala..
Un abrazo querida

Graciela dijo...

nick, gracias por visitarme nuevamente, y que importante es luchar por nuestros sueños, pequeños, grandes,caros o baratos, no importa...pero son nuestros y todos tienen un precio: esfuerzo, tiempo, renunciamientos . Gracias ,AMIGO, se te quiere mucho!

fabi dijo...

Que palabras tan verideras.... Yo tambièn quiero mucho a Choelo, para mi es un "grande"!!!!
Besos mi corazòn y que tengas un feliz fin de semana.....
desde roma "smack"
Fabi

nieve dijo...

así como la comida es el alimento para el cuerpo físico, los sueños lo son para el espíritual. Sin no tenemos sueños, empezamos a morirnos.

Un beso

Chapellina dijo...

A SOÑAR; PERO DESPIERTOS!

:-)

lágrima de esperanza dijo...

Este lo estoy leyendo Graci,ya te contaré... Las dos últimas frases...auténticas. Un beso